TSE advierte que plazos electorales podrían verse afectados a causa de la emergencia nacional por COVID-19

San Salvador, Domingo 01 de Marzo de 2015. Centro de votaciÛn Complejo Deportivo EspaÒa, de Soyapango, Elecciones 2015, Alcaldes y diputados. Foto EDH/ Leonardo Gonz·lez
Más Opciones al mejor precio. EPA

“La problemática es constitucional, tendríamos que tener una opinión o resolución de la Sala de lo Constitucional que cambie los plazos que señala la Constitución”, indicó el magistrado del Tribunal Supremo Electoral, Luis Guillermo Wellman sobre las dificultades para llevar a cabo las actividades del calendario electoral debido a la emergencia nacional de COVID-19, a un año de las elecciones de diputaciones a la Asamblea Legislativa, Parlamento Centroamericano (PARLACEN) y consejos municipales.

De acuerdo con Noel Orellana, magistrado del TSE, la actividad electoral que estaría siendo más afectada son los procesos de elecciones internas de los partidos políticos, que serían convocadas el próximo 29 de marzo, fecha en la que aún estaría vigente la cuarentena domiciliar; ante estas dificultades “se debe considerar un cambio en las fechas de elecciones de 2021”.

Si no se pueden realizar con regularidad las elecciones internas, otros procesos podrían retrasarse, como las impresiones de papeletas, la depuración del padrón electoral, la conformación de las Juntas Receptoras de Votos y la contratación de tecnología a utilizar.

A pesar que en los decretos legislativos en el marco de la emergencia por el virus se suspendieron los plazos judiciales y administrativos, esto no incluía los procesos electorales, por lo tanto, según los diputados, se debe continuar con lo programado.

Las elecciones de 2021 serían el 28 de febrero.