Ley de Educación Superior podría volver «más elitista» el acceso a estudios universitarios, dice Consejo de la UES

Universidad de El Salvador (UES).

Por Redacción YSKL

El Consejo Superior Universitario (CSU) de la Universidad de El Salvador (UES) se pronunció luego de darse a conocer sobre una propuesta de ley enfocada en modificar el funcionamiento de las instituciones de educación superior, tanto públicas como privadas.

El CSU expresó su preocupación por la presentación del proyecto de manera extraoficial y la falta de participación en su elaboración.

«Expresamos nuestra profunda preocupación de que los cambios y exigencias planteadas sin el compromiso del Estado de financiar los costos de su aplicación en la Universidad de El Salvador, reviertan el derecho a la educación superior gratuita que esta institución ha conseguido con gran esfuerzo; y que conlleve para las IES privadas, incrementar sustancialmente los costos del servicio público de educación superior que prestan, vulnerando aún más, el derecho a la educación (…) volviendo más elitista la educación superior y el acceso a los Posgrados», cita el comunicado.

Si bien destacaron la necesidad de actualizar el marco legal de la educación superior, señalaron que el proyecto modificado no ha considerado la relevancia de la Alma Máter ni el principio de autonomía universitaria.

Entre los aspectos que afectan a la UES, destacan la invisibilización de la universidad dentro del proyecto de ley, disposiciones que vulneran su autonomía académica y la relativización de la obligación del Estado de financiarla.

Además, indicaron que que dichos cambios generan preocupación, puesto que sin el compromiso del Estado de financiar su aplicación, se podría revertir el derecho a la educación superior gratuita que la casa de estudios superiores ofrece.

También alertan sobre el riesgo de volver más elitista el acceso a la educación superior y a los posgrados.

Ante esto, solicitaron a la Asamblea Legislativa que antes de aprobar el proyecto, se realice un proceso de consulta con diferentes sectores, incluida la única universidad pública del país, y se valore el aporte académico, científico y social que esta institución ha brindado durante sus 183 años de existencia.

Por otro lado, solicitaron que en la nueva ley se ratifique el compromiso constitucional de respetar la autonomía universitaria y la obligación del Estado de proveer los recursos necesarios para su funcionamiento adecuado.