EE.UU, Dallas sentencian a la dueña de un salón de belleza a una semana en la cárcel por reabrir a pesar de haber recibido órdenes de cerrar por COVID-19

Punto

La dueña de un salón en Dallas desafió repetidamente las órdenes de cerrar su negocio en cumplimiento de las órdenes ejecutivas estatales por coronavirus, por lo que fue sentenciada a una semana en la cárcel.

El juez del Distrito Civil de Dallas, Eric Moyé, criticó a Shelly Luther por mantener su negocio, un Salón de belleza, abierto la semana pasada a pesar de una citación, una carta de cese y desistimiento y una orden de restricción. Durante la audiencia, Luther admitió que su negocio aún estaba abierto parcialmente, y el juez la regañó por desobedecer abiertamente la ley destinada a proteger a los residentes.

«El estado de derecho nos gobierna. La gente no puede asumir la responsabilidad de determinar qué harán y qué no harán», dijo durante la audiencia.

El gobernador Greg Abbott cerró negocios no esenciales durante todo abril por todo el estado. El fin de semana pasado, levantó las restricciones en negocios selectos, incluidos restaurantes y centros comerciales, y el martes dijo que los salones de belleza y uñas se abrirán el viernes con restricciones en el número de clientes.

Luther, que participó en varias protestas contra las órdenes del gobernador y rompió públicamente la carta de cese y desistimiento, mantuvo su salón abierto durante más de una semana después de que se le diera la orden de restricción. Le dijo al juez que no lamentaba sus acciones y que continuaría manteniendo su salón abierto.

«Si crees que la ley es más importante que alimentar a los niños, entonces sigue con tu decisión, pero no voy a cerrar el salón», dijo.

El Juez, tuvo que decirle a Luther que dejara de interrumpirlo, sentenció a la dueña a siete días en la cárcel y le ordenó que pagara una multa de al menos $ 3,500, según informo ABC News.
Dallas es el segundo condado más alto de Texas con casos COVID, 4.623, según datos del estado y del Centro de Ciencia e Ingeniería de Sistemas de la Universidad Johns Hopkins. Dicho condado ha reportado 121 muertes.