Juez del caso El Mozote da 5 días al Presidente de la República para entregar los documentos que desclasificó

Foto El Faro
Foto El Faro

El Juez de Instrucción de San Francisco Gotera, Jorge Guzmán, emitió una resolución en la cual, ordena al Presidente Nayib Bukele, entregar en cinco días los documentos desclasificados de la Masacre de El Mozote y Sitios Aledaños, que fueron anunciados en una Cadena Nacional realizada el 24 de septiembre.

En la misiva, el Juzgador destacó que a 26 días del anuncio, no cuenta con los cinco paquetes que presentó el mandatario, los cuales dijo, contienen toda la información disponible en poder de la Fuerza Armada, relacionada con el asesinato de 889 personas en Meanguera, Morazán, el 11 de Diciembre de 1981.

El Mozote: Sala declara improcedente Amparo del Ministro de Defensa, que pedía no inspeccionar archivos militares por contener «planes secretos»

El Mozote: Juez certificará a la FGR el bloqueo a los archivos militares

«Si son documentos que tienen relación con la masacre que se investiga, a ellos deben tener acceso primeramente las víctimas, la sociedad y deber ser incorporados al proceso», puntualizó Guzmán.

Bukele, aseguró en esa intervención, que en las instalaciones del Estado Mayor de la Fuerza Armada, a las cuales no se han permitido el ingreso, no existen los archivos militares. No obstante, el primer mandatario indicó que ordenó la búsqueda de estos, y se logró completar cinco carpetas.

«La mayoría de archivos fueron destruidos en 40 años, puede ser que después de la masacre, después de la firma de Acuerdos de Paz […] No están en el Estado Mayor conjunto de la Fuerza Armado, lo que hemos encontrado de los archivos de El Mozote, esto es el 100% de los archivos que se encontraron, se hará una entrega oficial con acta (al juez y a la Fiscalía General de la República). Los he desclasificado yo», afirmó Bukele en el mensaje a la nación.

Además, sustentó que la negativa en dejar entrar al juez del caso, así como al equipo de la Procuraduría para la Defensa de los Derechos Humanos (PDDH), refiriéndose sobre todo a su titular, José Apolonio Tobar, se debió a que al estar adentro de las instalaciones podrían solicitar dar acceso a puertas o gavetas que contienen otros planes militares, que podrían ser actuales, que con referencia a la Constitución de la República no pueden ser revelados por seguridad nacional.

«Si no están los archivos, ¿por qué no permitir entrar? El objetivo de entrar no es encontrar los archivos de El Mozote, si ellos quieren dicen abran esa puerta, que abran la gaveta, decir que no la abrimos porque se esconden los archivos, vamos a descalsificarlos y de repente van a encontrar un planes militares recientes […] van a ser archivos del 2020», argumentó.

Guzmán  aseguró en una entrevista, que la diligencia “tiene que hacerse”, ya que había una resolución judicial que ordenaba al Ejército permitir el ingreso a las instalaciones a inspeccionar los documentos relacionados a la “Operación Rescate de Morazán”, de la que se desprende los crímenes de El Mozote.

El juez afirmó que las pesquisas iban destinadas a la “búsqueda, identificación, localización de evidencia útil en la investigación de un hecho delictivo”, y que abarcaba informes de 1981 a 1984, por lo tanto dijo que la no realización de las investigaciones “afectaba el proceso y desde luego, a las víctimas”.

“Si en la práctica se hubiera encontrado por casualidad, como él lo dijo, el Plan Control Territorial que está aplicando la Policía y la Fuerza Armada en la actualidad, eso, desde luego, no es pertinente para el proceso. Así que el señor presidente y el señor ministro deberían estar tranquilos en cuanto a eso. Si yo me pongo a hurgar en los planes militares recientes que ellos dicen, ¿no cree usted que podría estar incluso cayendo también en una conducta delictiva? Conozco cuáles son mis facultades como juez y no me voy a salir de ellas”, manifestó Guzmán en la entrevista.